El aceite de CBD puede ayudar a manejar los síntomas de la enfermedad de Parkinson.

El Parkinson es un transtorno neurodegenerativo que causa síntomas motores y no motores como temblores, debilidad, rigidez, mareos, ansiedad y falta de sueño que afectan la vida diaria de quienes sufren esta enfermedad. 

El CBD, típicamente tomado en forma de aceite, tiene el potencial de aliviar estos síntomas, mejorando el sueño y reduciendo la inflamación, lo que puede ayudar profundamente a los más de 10 millones de personas que sufren Parkinson en todo el mundo. 

Nuestros cuerpos producen naturalmente cannabinoides, que controlan el sueño, el apetito, el estado de ánimo y otros procesos al unirse a receptores en todo el cuerpo y el cerebro. Estos receptores se encuentran en grandes cantidades en los ganglios basales (una parte de las células cerebrales que regula el movimiento y que está afectada por el Parkinson). Desde que los cannabinoides de la marihuana se unen a los receptores de nuestro cuerpo y cerebro, los investigadores han explorado si podrían unirse a los ganglios basales y otros receptores para aliviar los síntomas de esta enfermedad y otras. Los estudios han demostrado que el aceite de CBD reduce significativamente la rigidez, así como el dolor y la irritabilidad. 

Los extractos de CBD son ricos en antioxidantes y tienen efectos antiinflamatorios en las articulaciones, ayudando a reducir el dolor y la rigidez que pueden surgir con la enfermedad de Parkinson. En un estudio de ratas de 2011, los investigadores encontraron que el CBD ayudó a reducir el dolor inflamatorio al afectar la forma en que los receptores del dolor respondían a los estímulos. 

El Parkinson es un trastorno causado por los bajos niveles de dopamina y los medicamentos que se administran para aumentar la dopamina a menudo desencadenan episodios psicóticos. Cuando se da este caso quedo demostrado que durante al menos tres meses el CBD reduce significativamente estos síntomas mentales. 

En un estudio de las propiedades neuroprotectoras del CBD sobre la enfermedad de Parkinson, los investigadores encontraron que las cualidades antioxidantes del CBD pueden ayudar a retrasar el progreso de la enfermedad. El estudio también encontró que el CBD puede mejorar los síntomas parkinsonianos, como la lentitud de movimiento.  

A medida que surgen más pruebas sobre los efectos positivos del uso del aceite de CBD para la enfermedad de Parkinson y otras dolencias, los proveedores de cannabis medicinal están logrando hacer que el producto sea lo más accesible posible. 

Si usted tiene esta enfermedad y esta pensado en usar Aceite Sublingual de CBD como el de Medical Cannabis, repase sus síntomas individuales para sopesar si el cannabis puede o no ser adecuado para su tratamiento. También discuta si está tomando algún medicamento que pudiera interactuar con el aceite de CBD y si podría experimentar efectos secundarios adversos. Y siempre esté atento a los ensayos clínicos emergentes para ayudar a evaluar cómo el CBD está demostrando su utilidad en el tratamiento de los síntomas de esta enfermedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias